TX Nefario - шаблон joomla Форекс
Miércoles, 11 Mayo 2016 00:00

Isla Múcura, un lugar perfecto para dos.

En el archipiélago de San Bernardo, un idílico paraje de aguas cálidas y cristalinas, aparece como un oasis para los enamorados. Bodas y lunas de miel son el común denominador.

Colombia es diversa. Ofrece destinos de naturaleza, de aventura, de playa, de descanso, familiares e incluso lugares pensados sólo para dos. La Isla Múcura es uno de ellos. Muy parecida al Edén, es colorida, cálida, con aguas cristalinas, corales y arrecifes. Un oasis que inspira, enamora, que se puede recorrer a pie o en bicicleta y en el que se siente todo menos estrés.

Está ubicada en el departamento de Bolívar, al norte de Colombia, más exactamente en el archipiélago de San Bernardo, a dos horas de Cartagena y a una de Tolú en lancha. Aunque recibe todo tipo de grupos; los peces de colores, palmeras, mojitos, la arena blanca, la cálida brisa marina y extraordinarias puestas de sol la convierten en un idílico destino para disfrutar en pareja.

Sin importar el día, la hora o el mes, colombianos y extranjeros celebran su compromiso, matrimonio, luna de miel o aniversario, pues además del ambiente mágico que crea la naturaleza, los hoteles ofrecen planes especiales como cenas románticas, noches de luna en la playa y paseos en velero. Los precios para un fin de semana oscilan entre $698.800 y $1.028.000, en temporada baja.

Los turistas saben que han llegado al paraíso cuando leen el primer mensaje de la isla: “Bienvenido al fin del afán”. Y así es, pues la primera imagen con que se encuentran es la de un mar en tonos verdes y azules, que de inmediato silencia cualquier síntoma de estrés para sumergirlos en un mundo tranquilo, soleado, de gente sonriente y amable, en el que hay lugar para todo menos para el cansancio o mal humor.

Los planes son variados. Desde buceo, natación, viajes en velero, kayac en los manglares y snorkel; hasta recorridos en bicicleta y observación de aves. En algunos casos los hoteles ofrecen a los huéspedes caminatas ecológicas sobre un sendero alrededor del predio que permite interactuar con los manglares, la ciénaga y el ecosistema marino, o actividades deportivas como tenis, voleiplaya y microfútbol.

Uno de los imperdibles es visitar el pozo de agua dulce, rodeado de palmeras y las mejores playas, un lugar donde sólo se siente el murmullo de la naturaleza. En Múcura sólo llueve dos meses al año, en agosto y noviembre y su temperatura promedio oscila entre los 27°C y los 30°C.

Como si no fuera suficiente con el entorno, sus habitantes propician un ambiente de alegría y la gastronomía sorprende a propios y extranjeros. La mayoría de los platos son preparados a base de pescados y mariscos. Son comunes las sopas, el arroz con coco y los postres locales.

Sin duda, Isla Múcura es uno de esos destinos que obligatoriamente se debe incluir en la lista de paraísos nacionales por conocer. Es cuestión de buscar imágenes en internet para antojarse de uno de los tantos oasis de nuestro país que parecen aprovechar más los foráneos que nosotros los colombianos.

Fuente: Redacción Buen Viaje

ElEspectador.com

1236 comentarios

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.